Técnicas meditativas hay muchas y todas son igualmente válidas. Cada uno debe buscar la suya y adherirse a ella. El fundamento de todas las técnicas de meditación es el mismo: calmar la mente parlanchina (mente de mono) y despertar al observador (conciencia).

La iniciación en sí misma no supone un cambio en la persona, solamente abre un camino para que la persona pueda incorporarla a su vida con una práctica diaria. Sólo así se consiguen esos cambios fisiológicos (y en las estructuras biológicas del cerebro) que a nivel científico se están descubriendo, de forma que la persona pueda disfrutar de una vida más plena, consciente y feliz.

   Sábado 20 de Noviembre de 2021

  Más información tfno: 615 466 920